‘Siempre tenemos que buscar proyectos con los que ilusionarnos’ 

Raquel González Bazaga, pintora de Villaverde Bajo, da clases de pintura a través de TikTok. Ya tiene 4.681 seguidores y recibe 104.303 visitas a la semana

Raquel González Bazaga, vecina de Villaverde Bajo y pintora de gran talento, ya había aparecido en varias ocasiones en estas páginas con motivo de alguna de sus exposiciones en el barrio. De un tiempo a esta parte, problemas de salud han limitado un tanto su movimiento, pero al ser persona muy inquieta, tal situación ha tenido como fruto un nuevo y atractivo proyecto, con el que se muestra muy ilusionada y que está cosechando bastante éxito: impartir clases de pintura a través de la red social TikTok. Ella misma nos lo cuenta en la entrevista que sigue. 

¿Cómo surgió la idea de enseñar a pintar a la gente en TikTok? 

No tenía intención de enseñar a pintar: comencé a mostrar trabajos terminados. En realidad, surge de la necesidad de “hablar” de pintura con alguien (dado que ya no podía ir al Círculo de Bellas Artes). Entonces comienzo a explicar mi proceso en 60 segundos [duración máxima de los vídeos en dicha red social], veo que la respuesta es positiva; que hay un montón de niños, adolescentes y también adultos a los que interesa. Me gusta tratar con niños, dan alegría, y es cuando empiezo a disfrazarme y a hablarles. Y parece ser que gusta… 

Y tanto… ¿Cómo ha ido creciendo esa respuesta positiva? 

En principio, la gente te manda mensajes de apoyo, les gusta el arte. Incluso puedo decir que los niños lo valoran más que algunos adultos. Pero la respuesta más emocionante fue cuando empecé a hacer directos. Cuando llegas a los 1.000 seguidores, la plataforma te deja hacer directos; empecé a hacer demos, respondía dudas y generaba debates entre las personas que estaban conectadas, que podían tener entre 5 y 40 años. Son situaciones que creo que solo se pueden dar en este tipo de plataformas. Otra cosa que surgió fue la de empezar a hacer retratos en directo de los seguidores: ahí se genera una emoción especial, se conecta la familia del retratado, amigos… y creo que es una forma de dar a conocer el arte sin forzar nada. También hubo personas que decidieron retratarme, y otras que decidieron empezar a pintar. 

Imagino que, según has ido haciendo los vídeos, habrás ido comprobando qué funciona mejor y qué funciona peor y habrás ido perfeccionando el formato. ¿Cómo ha sido ese proceso? 

Los propios seguidores te van guiando, y de lo que me he dado cuenta es de que prefieren el contacto visual, verte y conocerte. Por supuesto que también quieren aprender. Es algo extraño, porque cuando estás con adolescentes, te ignoran porque están conectados. Y sin embargo lo que buscan, que al final es lo que buscamos todos, es el contacto humano, pero a través de una pantalla. 

¿Cómo es un vídeo-tipo de los que subes a la red? ¿Tienes que prepararlo mucho o sale fluido? 

El proceso es muy sencillo: me siento con un bloc y comienzo a dibujar; cuando me enfrento yo misma a una complicación del dibujo, pienso que también le puede pasar a otras personas y entonces lo explico. Es una sensación rara, como si mandas un mensaje en una botella. No sabes si a alguien le importa, y resulta que sí. Cuando me disfrazo, es algo espontáneo: siento que debo dar una información, y adopto el personaje que daría esa información. 

Eso me ha llamado la atención: he visto que tienes distintos personajes Preséntanoslos 

Bueno, está el viejo detective, que da información de investigación, curiosidades de pintores y cuadros. Está la vieja, que es un poco cotilla, y nos da consejos de cómo limpiar los pinceles con jabón Lagarto, por ejemplo. Y también la punki, que no ha salido mucho, pero es chica rebelde, que quiere hacer cosas y se da cuenta de que para la revolución también hay que estudiar y formarse. 

¿Cuántas personas te siguen a día de hoy? 

No tengo muchos seguidores, en estos momentos son 4.681, pero lo que me sorprende es que una media de 104.303 personas a la semana me visitan. ¡Visitan arte! 

¿Cómo te sientes al ver gente que ha decidido aprender a pintar al verte? 

Es muy emocionante y peligroso a la vez. Veo que hay niños y adolescentes a los que influyes mucho. Y hay que ser responsable y mirar bien lo que dices y haces. 

¿Te ha pasado alguna cosa especialmente curiosa con este proyecto? 

Lo curioso fue que, sin tener ninguna intención en concreto, TikTok me ha situado entre las primeras profesoras de la plataforma. Y encima tengo lista de espera para hacer retratos. 

Para terminar, ¿quieres hacer llegar algún mensaje especial a los lectores? 

Mi mensaje es que, aunque vengan tiempos de confinamiento o cualquier circunstancia desfavorable, siempre tenemos que buscar proyectos con los que ilusionarnos, ya sea aprendiendo o enseñando lo que sabemos a los demás, y no perder la esperanza. 

Puedes encontrar los vídeos de Raquel González Bazaga en (TikTok): @raquelgonzalezbazaga7  

ROBERTO BLANCO TOMÁS 

Deja un comentario