El 29N, una gran Marea Blanca recorrerá al centro de Madrid en defensa de la sanidad pública

Más de 4.000 personas y 150 entidades se han adherido al manifiesto que da origen a la movilización

La sociedad civil madrileña dice ¡basta! a la caótica y temeraria  gestión sanitaria del Gobierno de Isabel Díaz Ayuso, un proceder que se ha cobrado en estos meses de pandemia de la Covid-19 once ceses y dimisiones de altos cargos y ha generando una oleada de protestas ciudadanas. En este marco, trece organizaciones muy representativas de la región, entre las que se encuentran grandes sindicatos y colectivos de profesionales sanitarios, plataformas en defensa de la sanidad pública y organizaciones vecinales, se han unido para impulsar una movilización que busca que el Ejecutivo autonómico abandone su modelo de “ladrillazo” como solución a la actual crisis y apueste de manera firme por el refuerzo de la Atención Primaria y Hospitalaria con la contratación y consolidación de más personal sanitario.

Esta nueva Marea Blanca tendrá lugar el próximo domingo, 29 de noviembre, a las 12:00, y transcurrirá entre la fuente de Neptuno (plaza de Cánovas del Castillo) y la plaza de Colón de Madrid, después de atravesar parte del Paseo del Prado y el Paseo de Recoletos.

Estos colectivos, que desplegarán el habitual servicio de orden de las grandes movilizaciones, han realizado un llamamiento a que las personas que se sumen a la marcha porten siempre mascarilla y mantengan en todo momento la distancia mínima de seguridad. Para ello, recomiendan acudir con un paraguas.

Las trece organizaciones impulsoras de esta nueva Marea Blanca no llegan solas a la protesta del domingo. Más de 4.000 personas y 150 entidades se han adherido al manifiesto que hicieron público hace una semana y que ha servido de base de la movilización unitaria.

Día: domingo 29 de noviembre de 2020

Hora: 12:00 h

Lugar: Plaza de Cánovas del Castillo, Madrid (fuente de Neptuno)

LA SANIDAD PÚBLICA NECESITA:

Luchar por la derogación de las normas y leyes que permiten la privatización, cese de cualquier intento de privatización del Sistema Sanitario Público Madrileño, que se están aprovechando ante la situación provocada por la pandemia.

Una política democrática, leal y eficaz para la recuperación de la Sanidad 100 % Pública  que garantice la Universalidad y la Calidad.

Cese inmediato de políticas de confrontación  entre Gobierno autonómico y el Gobierno central para lo que están usando la salud de los madrileños como medida de presión del Partido Popular y Ciudadanos con el fin de alcanzar máxima rentabilidad política.

Hacer partícipe a la población y trabajadores de las decisiones sanitarias  recuperando los consejos de participación ciudadana a nivel de las Áreas de Salud y Zonas Básicas. Creación de un sistema de cooperación social y profesional en el diseño de planes sanitarios.

Apertura inmediata de todos los centros sanitarios cerrados como los SUAPS, servicios de urgencias de Atención Primaria y centros de salud; y las 16 camas de UCI del Hospital Infanta Sofía, así como de todas las camas cerradas de los hospitales públicos de la Comunidad de Madrid. Contratación de los profesionales necesarios para garantizar una asistencia regular a pacientes Covid y no Covid.

Puesta en marcha de un plan de contratación inmediata de refuerzos en salud pública primordialmente rastreadores, para garantizar la localización de los contactos de los nuevos casos y el aislamiento de todos ellos poniendo a disposición espacios para aquellos que no puedan hacerlo en sus domicilios.

Ordenar la adopción de medidas drásticas en la gestión de la pandemia, en tanto en cuanto persisten cifras de incidencia muy superiores a las establecidas por los organismos internacionales, así como niveles de ocupación hospitalaria y de camas UCI superiores a los estándares marcados.

Reorientar el sistema sanitario público en base a la Salud Comunitaria, donde la Atención Primaria recupere su papel vertebrador y sus características esenciales centradas en la persona y su entorno, priorizando la salud frente a la economía. Sin salud no hay economía, sin frenar los contagios la economía no se recupera.

Transparencia y veracidad de la información diaria de todos los datos referentes a la pandemia, no admitimos demoras en las notificaciones de los datos para maquillar temporalmente las cifras reales.

Unificación de las medidas que se adopten sobre condiciones laborales para todos los trabajadores sanitarios y no sanitarios. Con políticas de recursos humanos globales que contemplen contratos y condiciones laborales dignas; no a la eventualidad.

Suspensión inmediata del ladrillazo como solución a la crisis que padecemos, modelo Ayuso&Aguado, promotores de construcciones megalómanas innecesarias, con elevados sobrecostes, sin personal para dotarlo  y sin un análisis de las necesidades reales.

Atención sanitaria pública de todas las personas mayores y dependientes que se encuentren en residencias, potenciando una mejor coordinación entre los servicios sanitarios y los sociales. Las personas mayores y dependientes son ciudadanos con plenos derechos a la salud como el resto de la población madrileña. Máxima protección en salud laboral a las trabajadoras de residencias   contra el Covid  actualmente solo cuentan con 1 mascarilla quirúrgica por jornada y 1 ffp2 para toda la semana.

Las listas de espera matan; más de 800.000 personas antes  del covid, exigimos su disminución de forma urgente, INFORMACIÓN REAL de pacientes que están perdiendo su asistencia y agravando su enfermedad;  en algunos casos la vida como efecto colateral de esta pandemia. Contratación inmediata  con aumento de plantillas, exigimos la conversión de todo el personal contratado por Covid (10.000 de todas las categorías) en personal interino, para acabar con las listas de espera y prestar la atención adecuada de patologías no relacionadas con la pandemia.

Unidad de las organizaciones que luchan para salvar la Sanidad Pública, favoreciendo la auto-organización en los barrios para combatir el desmantelamiento de la Atención Primaria, atendiendo así a las problemáticas concretas que se dan en cada Centro de Salud. Buscando la unidad reivindicativa entre las profesionales del Servicio Madrileño de Salud y los usuarios tendentes a CREAR UN FRENTE QUE DE AHORA EN ADELANTE SE MANTENGA ACTIVO Y VIGILANTE EN DEFENSA DE LA SANIDAD PÚBLICA 100%, UNIVERSAL Y DE CALIDAD.

Derecho a una información pública, minuciosa y veraz de todos los gastos realizados a cargo de la asignación económica, dinero covid, que el Gobierno de España asignó a la Comunidad de Madrid para  reforzar la la Sanidad Pública Madrileña debido a la pandemia.

Fuente: MareaBlanca29N

FIRMA EL MANIFIESTO AQUÍ 

Deja un comentario