Consejos de confinamiento 

Lo primero de todo, espero que tú y tu familia os encontréis bien. Mi apoyo para todos vosotros en esta situación tan difícil y peculiar.  

Estamos saliendo de casa cuando nos lo permiten, teletrabajando más de ocho horas al día, con los niños y niñas por casa, picoteando por la cocina a deshoras, haciendo bizcochos o cocinando más porque antes comían en el colegio o con la empresa ¡Que no nos sobrepase esta situación es todo un reto!  

¿Qué hacer para que el descontrol no reine en la casa y en tu alimentación? Creando rutinas, horarios y planificándonos. El grado de orden que haya en tu casa se verá trasladado directamente a tu alimentación. Si el lunes a las 14:30 te das cuenta de que a ti y a tu pareja todavía os queda trabajo por hacer y no tenéis la comida preparada… seguramente os decidáis por hacer un plato menos saludable y comerlo rápidamente, sin sentarte alrededor de la mesa 

Para evitarlo, te entrego unos consejos. De esta forma conseguirás tener el control. ¡Tú puedes!  

 Prepara con antelación los menús de la semana o al menos de varios días. Así, además, podrás hacer en un solo día la compra necesaria para toda semana.  

 Evita tener por casa alimentos poco saludables y de fácil acceso. Dejar comida en la mesa de la cocina no va a ayudarnos. Facilita la situación dejando, por ejemplo, fruta troceada ya preparada. 

 Crea un horario para tu día a día: deja tiempo a media mañana para hacer un almuerzo saludable y desconectartiempo suficiente para comer sin prisa; por la tarde dedica tiempo a moverte, a realizar actividad física. Intenta que estos horarios sean similares cada día: tu mente y estómago necesitan hábitos. 

¿Te animas a ponerlos en práctica? 

Sarai Alonso. Nutricionista – Dietista   

www.saraialonso.com

Deja un comentario